«Scream VI» tiñe de sangre a Nueva York

«En una ciudad de millones de habitantes, nadie te oye gritar», reza el espeluznante adelanto de «Scream VI«, la última entrega de una saga que llegó a los cines para teñir de sangre Nueva York y poner en jaque a la malograda familia Carpenter.

"Scream VI" tiñe de sangre a Nueva York
EFE

Como continuación de los terribles asesinatos de Woodsboro, la sexta parte de «Scream» (Paramount Pictures) se desplaza a la costa este con los cuatro supervivientes tratando de rehacer sus vidas en un entorno nuevo en el que se acaba demostrando que tampoco están a salvo.

Si la quinta versión de la franquicia, estrenada el año pasado, relanzó la marca «Scream» ante los ojos de su legión de fans alrededor del mundo, este filme vuelve a explorar una fórmula marca de la casa: el sangriento subgénero «slasher» y píldoras cómicas entre crimen y crimen.

Un formato que ha seguido desde su primer lanzamiento, en 1996, cuando se arriesgaron combinando terror, humor y el enfoque de una metapelícula dentro de otra película.

En «Scream VI«, la mexicana Melissa Barrera regresa como Sam Carpenter, la hija ilegítima de Billy Loomis, el primer asesino en serie que se puso la máscara de Ghostface, junto a su hermanastra Tara (Jenna Ortega) y sus amigos, los gemelos Mindy (Jasmin Savoy Brown) y Chad Meeks-Martin (Mason Gooding).

Ahora en Nueva York, Tara y los gemelos van a la universidad, mientras Sam tiene dos trabajos y lucha contra sus demonios.

Asimismo, el filme explorará el trauma de la experiencia en la que participaron Richie, el novio de Sam, y Amber, la mejor amiga de Tara, como autores intelectuales de la matanza, motivados por el hecho de que querían reinventar la franquicia.

«Ha sido divertido volver a trabajar juntos en esta película que resuelve un asunto que es cuestión de familia», reveló Barrera.

Una conversación en la que también estuvo presente Ortega, quien afirmó que esta cinta «supone una vuelta de tuerca» que acaba reforzando el «vínculo familiar».

«Son como hermanas normales que se pelean todo el tiempo y están hartas la una de la otra», agregó Ortega, una de las actrices del momento tras su aclamado papel en la serie «Wednesday» de la plataforma de «streaming» Netflix.

Desde la escenografía hasta el argumento de la película están al servicio de esta «cuestión» familiar en la que tendrán que desvelar quién es el asesino que, según indican todas las pistas, está en su círculo cercano.

«Los amigos se dan cuenta de que, incluso en una ciudad de millones de habitantes, no pueden huir y esconderse de lo que viene a por ellos», coincidieron Barrera y Ortega.

El reparto de «Scream VI«, dirigido por Tyler Gillett y Matt Bettinelli-Olpin, lo completan Jack Champion, Henry Czerny, Liana Libertado, Dermot Mulroney, Devyn Nekoda, Tony Revolori, Josh Segarra y Samara Weaving.

Esta nueva película ayuda a «conseguir otra perspectiva» de la visión de Wes Craven en las cintas originales con una «nueva vida» para el elenco de personajes, aseguró la actriz Jasmin Savoy Brown.

«Es por el guión. Es como si el guión realmente lo tuviera todo. Los diálogos son realmente tan divertidos y aterradores en toda la extensión de la palabra», aclaró su compañero Mason Gooding.

La nueva entrega de la saga de Ghostface buscará alargar el impulso que consiguió su película predecesora el año pasado con un notable recibimiento del público en la cartelera.